Un par de findes por Bruselas!



Antes de verano, aprovechando un fin de semana largo hicimos una escapada a Bruselas. Había estado hace muchísimos años (recuerdo el viaje perfeeeeectamente, pero no recordaba nada de Bruselas en sí...!) y el año pasado en una boda (pero no vi nada, entre preparativos, la boda en sí y el post-boda...!). Y hace unas semanas volví, así que ya tocaba sí o sí un post!

Bruselas tiene sus fans y detractores (creo que ganan,por un poco, los segundos; al menos en mis círculos!) y, la verdad, yo no sé dónde posicionarme! Creo que no es una ciudad que consideraría "bonita" en general, pero reconozco que tiene mucho encanto. Y me parece una ciudad "cool". Además, es lo suficientemente pequeña como pateártela y sabéis que eso para mí es un "plus". Cuando hace bueno (yo tuve suerte antes de verano, sí, ya sabéis si habéis leído otros posts que suelo ser suertuda en este aspecto!) es una ciudad que se llena de vida. La gente de estos países/ciudades, donde el tiempo es regulero, aprovecha muchísimo los días en los que hace bueno y las ciudades cambian totalmente. Aunque cayó una tormenta, la mayor parte del tiempo pudimos disfrutar del sol y comer y cenar fuera, pasear tranquilamente, etc.

Nos quedamos en un apartamento bastante mono que encontramos en Airbnb. Estaba recién reformado y muy bien situado en Saint-Gilles y muy cerca de Ixelles. Lo de Airbnb es una lotería, te puede salir bien o fatal (no hay medias tintas!), pero la verdad es que acertamos! Los hoteles "asequibles" me daban mucha pereza y los que me gustaban eran demasiado caros... Es curioso, pero el precio del desayuno, disparaba el precio de la estancia. En la mayoría cobraban como 25 euros por persona y día! Y aunque me encantan los desayunos de hotel, lo descarté porque al final no compensa... Lo bueno de un apartamento es que puedes desayunar lo que quieras y cuando quieras (y por 25 euros casi puedes desayunar con champagne, jaja!) y también puedes comer/cenar en casa si te apetece. Cerca de casa cenamos en "Les Fils a Maman" (todo muy rico, pero os recomiendo "las cocottes"!) y fuimos a tomar un gin tonic, pero no recuerdo el nombre del bar. En cualquier caso, por la zona hay mil restaurantes y bares con muy buena pinta!

Creo que en Bruselas es importante dejarte aconsejar por alguien local, para evitar acabar en los típicos sitios turísticos. Soy muy "anti-sitios-turísticos", pero además, en Bruselas es todo bastante caro como para encima ir de turista y que se aprovechen... Nosotros tuvimos la suerte de recibir los consejos de Miren e Iker que llevan viviendo unos años allí y de Yas, aunque recién llegada, ya muy conocedora de sitios chulos!

Miren e Iker nos recomendaron hacer una ruta el sábado desde nuestro barrio Saint-Gilles hasta el centro. Empezamos por Avenue Louise, algo así como les Champs Elises de París, con muchas tiendas, incluida mi idolatrada "Urban Outfitters". Por supuesto, otra vez, fue una decepción... :( Creo que o me estoy haciendo mayor o está cambiado mucho el estilo. Con lo que éramos UO y yo, que hasta quise abrir una en Barcelona! Que tiempos mozos! ;) 
 
Urban Outfitters
Avenue Louise

Al final de esta avenida llegas al Palacio de Justicia donde hay un mirador y se ven los tejados del centro de Bruselas e incluso el Atonium. Siempre me ha gustado lo de ver los tejados de las ciudades... Siempre hay azoteas donde me gustaría vivir, terrazas donde me encantaría montar una fiesta, y por supuesto, tejados de grandes edificios que cuando los visitas no puedes ver. Desde ahí hay un ascensor que te lleva al "otro nivel de la ciudad" y andando en 5 minutos llegas a uno de los mercadillos más conocidos de Bruselas, el de la Place du Jeu de Balle. Una vez más, aquí se trata de tener suerte. A mí me dieron mucha envidia varias personas que iban con sus "tesoritos", pero yo no encontré nada! Y lo poco que vi era demasiado voluminoso para ir cargando con ello todo el día! ;) La zona es conocida por sus anticuarios y tiendas de segunda mano (una muy chula donde venden ropa al peso, en concreto a 15€/kilo! ;) Melting Pot Kilo). Algunas de las tiendas de antigüedades son como museos, espectaculares! Dos de mis favoritas son Las Memoires de Jacqmotte y Stefantiek. Cuando tenga que amueblar una casa "en concidiones" iré con una furgo! 

De ahí fuimos andando a la Place du Grand Sablon y si sois chocolateros sibaritas tenéis que ir a Pierre Marcolini, que se supone que es lo más "posh" en chocolate!  Comimos en la terracita de Café Leffe (yo mejillones, of course!). En la Rue de Rollebeek hay sitios muy monos para comer (nos quedamos con ganas, en las dos visitas de probar L'Estrille du Vieux; lo dejo apuntado para la próxima visita!) y una tienda donde comprar los mejores "speculoos" (las galletas que saben a Navidad... Mmmm...)!!! Se llama Maison Dandoy. Cuidado que crean adicción! ;)

Y seguimos con la ruta, con el paso obligado por el Mannenken Pis que quizás os sorprenda por lo pequeñito que es (esto pasa con muchos monumentos famosos!). Aun así a mí me gusta mucho visitarlo porque a veces le ponen disfraces y me divierte muchísimo! Los disfraces conmemoran un día especial o sirve de homenaje para alguien/algo, así que pueden ser de cualquier cosa! Mis favoritos: de atleta paralímpico, Santa Claus, surfero, Tomorrowland...!

 

Por la calle Rue de l'Etuve, llegáis directamente a la archiconocida Grand Place. Justo en la esquina está el monumento de Everard 't Serclaes. Dicen que si la tocas tendrás suerte o la probabilidad de regresar a Bruselas (no está muy claro) y de tanto tocar tanta gente, le han sacado brillo...! Os lo cuento para que no os extrañéis si hay "cola" en esa esquina!
Entiendo que la Grand Place sea Patrimonio de la Humanidad, aunque no podría destacar algo en concreto... Pero los edificios son muy bonitos y en conjunto impresiona bastante, la verdad. Mi próxima visita va a ser cuando este la "alfombra de flores" montada!   Aunque entonces no voy a poder ir hasta 2016 (es cada 2 años) y estoy segura de que el año que viene voy a ir a Bruselas!
Podéis ir a ver también la "Mannenkina" o Jeanneke Pis, mucho menos conocida que su "hermanito", pero también graciosa. Quizás, si vais justos de tiempo, no merece la pena desviarse, pero si vais al famoso (demasiado para mi gusto) Delirium Café, a probar uno de sus 2.000 tipos de cerves, no os la podéis perder porque está justo enfrente!

Carta de Fin de Siècle (Foto cortesía de Yas!)
Muy cerca hay una zona con muchas opciones para comer/cenar/beber. Nosotros fuimos a "Fin de Siècle" en Rue des Chartreux 9. Es un restaurante de cocina tradicional belga donde no se puede reservar y hay que hacer cola (media hora aprox). Todo esta muy rico, los platos son bastante contundentes y bien de precio! Os recomiendo: chicons farcis (endivias rellenas), jambonneau (una especie de codillo) y carbonnades (carne en salsa), que fue lo que nosotros tomamos. Ojo!, como en muchos sitios de Bruselas, no admiten tarjetas, solo cash! Un truco: si hay mucha cola, por lo visto el restaurante que está justo al lado es también típico. Se llama Greenwich y su especialidad es el tartar.

Justo a dos calles hay un sitio muy chulo para tomar unas copas tranquilamente. Debía ser un mercado o algo así, y ahora, por las noches, hay varias barras, mesitas bajas, hamacas... Se llama Cafe des Halles; muy recomendable!

Ah! Recomendación de zapatos para Bruselas... Pues como del tiempo no te puedes fiar mucho y hay muchas calles empedradas os recomiendo zapatos planos o de tacón cómodo o cuña! En esta última visita, durante el día no me quite mis recién estrenados (aunque ya costumizados con purpurina carnavalera... jajaja!) botines de agua, monisisisismos con un poquito de tacón, de Bimba y Lola. A que son ideales!?!? Por cierto, hay en + colores! Y por la noche, "LAS BOTAS"! Se están quedando viejitas y me da pena porque son comodísimas, pegan con todo... Son unas botas altas de cuña negras con flecos que compré hace un par de temporadas en Mango y van conmigo a tooodas partes! 


Mmmm... Creo que no me dejo nada de mis favoritos (por ahora) de Bruselas! Pero prometo volver pronto y seguir descubriendo cosas y compartiéndolas!!
P.D.1: Estoy 100% de acuerdo con este post de Café Desvelado. Me gusta mucho todo lo que publican siempre, pero este me ha encantado para compartirlo en el blog!
P.D.2: No sé ni cómo he llegado a La Maleta de Carla, pero me ha gustado mucho su blog y quería compartirlo con vosotros también!

De paseo por... Frankfurt

La verdad es que Frankfurt no tiene muy buena fama... Antes de ir, estuve investigando y si buscáis en internet, no hay casi ningún blog/guía de viajes que hable especialmente bien de la ciudad (al menos en español). Quizás por las "malas referencias", a mí al final Frankfurt me sorprendió y... me gustó!
Es una ciudad no muy grande, perfecta para una escapada de un fin de semana. Realmente no hay mucho que hacer: paseo por el rio, compras, beber cerveza, museos, comer... Plan perfecto de finde!

Como siempre en Alemania, lo mejor es ir con botas y planas preferiblemente. Por el tiempo inestable y porque muchas calles son de adoquines y con los tacones regular... Yo estrené mis botas de "cocodrilo" de Uterqüe que me trajeron los Reyes! Cómodas y estilosas, no se puede pedir más! :)
Respecto dónde alojaros, la oferta hotelera es inmensa. Hay muchísimos hoteles, de todo tipo y para todo tipo de presupuestos. Nosotros estuvimos en el Hotel Bristol que está cerca de la estación central y aunque en otras ciudades no son zonas muy recomendable (parece ser que son inseguras), en Frankfurt no había ningún problema. Hay muchísimos hoteles, restaurantes, bares. Es una zona bastante transitada. El hotel no tiene nada especial, aunque el bar de la recepción era muy apetecible para tomarse una copita antes de ir a dormir y el desayuno estaba genial y hasta las 13.00h!!! Ah! Y tiene un jardincito que seguro que aprovechan un montón con el buen tiempo!
Para ir al centro cogíamos el metro desde la estación central y en 5 minutos habíamos llegado! Andando también lo hicimos porque aunque en el mapa las distancias parecen enormes, no lo son! Si hace buen tiempo, yo como siempre, os recomiendo andar a todas partes! Así es como de verdad se conoce una ciudad!

Respecto dónde comer... En una de las calles peatonales más céntricas esta ZARGES que es una cafetería/restaurante perfecta para un café con tarta (muy típico alemán) o para comer/cenar. El menú internacional, un poco de aquí, un poco de allá. Tirando a francés por las porciones (pequeñas para estar en Alemania), pero todo rico. La crema de langosta/bogavante (no lo tengo muy claro) está MUY rica! En Alemania es difícil encontrar lugares diferentes en cuanto a la decoración y demás y este sitio tiene su encanto. Ah! Y para los fumadores, tiene un reservado dentro del restaurante donde se puede fumar. No soy muy fan yo de esta idea, pero sé que a más de uno/a le gustará saberlo! 
Zarges
Me gustó MUCHO un restaurante que nos recomendaron unos chicos que viven allí: MARGARETE. Está en el centro de la ciudad, muy cerca de la catedral y del Museo de Arte Moderno. Una cocina de mercado con toques "eco" (dicen que casi todos los productos son de la región) y un menú que cambia contínuamente son sus puntos fuertes. Estaba todo riquísimo y el ambiente es muy agradable. La decoración me encantó: medio industrial, medio chic. Mezclando palets con terciopelo, tubos de aire acondicionado a la vista con cortinones, sillas de cole antiguas. Mucho contraste, pero muy bien puesto todo. 
Margarete
También tenéis que subir al restaurante/lounge que está en el piso 53 de la Main Tower. Como os imaginaréis, más que destacar por el tema culinario, lo hace por las vistas. Merece la pena ir al atardecer!

Y cosas que podéis hacer durante el finde... La oferta de museos es bastante amplia y para todos los gustos: Arte Moderno, Historia Natural, del Cine, la Casa de Goethe... entre otros. Todos están en el centro y se puede llegar a pie!
El sábado por la mañana podéis acercaros al mercadillo de segunda mano que está en Lindleystraße. No os esperéis llegar y encontrar un mercadillo tipo Portobello o similar... Para nada! En Alemania en un mercadillo de segunda mano, encontraréis CUALQUIER cosa de segunda (o novena) mano, incluso cosas con cero encanto tipo un cargador de móvil Alcatel (el de colores que tuvimos todos hace más de 10 años!), por poner un ejemplo tonto... Si no eres muy fan de los mercadillos, mejor ahórrate el paseo porque me temo que no te va a gustar... Pero si te gusta rebuscar, se pueden encontrar "tesoros"! Truco para expatriados: estos mercadillos son el mejor sitio para comprar una bici. Seguro que la vais a usar (yo soy totalmente adicta ya!) y comprar una nueva es muy arriesgado si va a dormir en la calle. Así que mejor una que no sea muy llamativa y así os durará mucho más! 
Tesoros en el mercadillo de segunda mano... ;)
Y por último... compras! ;) En Frankfurt hay muchísimas tiendas; todas las que tenemos nosotros y másUrban Outfitters (aunque están cambiando el estilo y cada vez me encaja menos, pero aún sigo siendo fan!), Scotch & Soda, Esprit... Y también muchas tiendas de segunda mano con cosas chulas. No os espereis encontrar cosas tan ideales como en París o Londres, pero podéis tener suerte (en general, los alemanes no son muy estilosos, así que yo creo que se deshacen de cosas que tienen por casa sin pensarlo bien!). En este link las tenéis casi todas: Aschenputtel, Coco, Matilda, Epiphany... 

Lo dicho, no será vuestra ciudad favorita, pero si pasáis por Frankfurt (por negocios/escala en un viaje) o estáis viviendo cerca, os recomiendo una escapada! Yo, de hecho, voy a volver! Me queda aún mucho Frankfurt por andar! :)

Por Oviedo con Maru!

Este blog sigue en marcha gracias a que tengo amigas viajeras, porque yo no consigo escribir muchos posts. Es verdad que viajo bastante, pero por trabajo y nunca me da tiempo a darme un paseo para poder recomendaros sitios... :(

Pero mi amiga Maru estuvo el pasado finde en Oviedo y me ha mandado este post! Y la verdad es que me han entrado unas ganas de ir al Norte... A ver cuando consigo organizar una escapada! Estoy segura de que os va a pasar igual. Por cierto, los slippers, los quiero! ;) 


Hola a todos! Vuelvo a la carga con la segunda colaboración en este blog y espero que os guste. Esta vez nos vamos de paseo por Oviedo. Cada vez estoy más convencida de que el norte de España es lo mejor que tenemos en cuanto a naturaleza y gastronomía y una visita al año obligada no se puede dejar pasar…

Hemos estado un fin de semana, pero da tiempo a ver muchísimas cosas, así que no hay excusa! Está a tan sólo 4 horitas de viaje desde Madrid y la carretera a mitad de trayecto es una pasada, rodeada de montañas y naturaleza escandalosamente verde.
Hizo un tiempo espectacular, ningún día llovió e hizo solazo… llegamos a los 26 grados! :)

Respecto al calzado que elegí fueron unos slippers animal print comodísimos! Como el tiempo acompañó, fueron perfectos para la ocasión.
El sábado por la mañana estuvimos recorriendo el centro de Oviedo, y dio la casualidad que justo el viernes, fue la entrega de premios Príncipe de Asturias  en el teatro Campoamor y cuando llegamos por la noche, la ciudad tenía muchísimo ambiente.
Recorrimos todo el centro y algo a destacar es lo limpia que está la ciudad, espectacular! No recuerdo haber visto una ciudad tan limpia antes, de hecho me ha llamado tanto la atención que he podido comprobar que Oviedo es la ciudad más limpia de España (y yo… doy fe!) 
El edificio que más me gustó fue en la C/ Fruela, la Junta General, está pegado al Parque de San Francisco y muy cerca del Teatro Campoamor. Y subiendo por esa calle encontramos muy cerca la Catedral. Por fuera, no me pareció impresionante, pero he decir que por dentro es preciosa. Había una boda en ese momento y no me dejaron recorrerla entera, pero lo que vi me gustó mucho. 
Hay fachadas de casas dignas de mencionar que tienen muchísimo encanto y están cuidadas al detalle. Y cuando, vas paseando, te encuentras con unas iglesias preciosas que dan un aire muy característico a la ciudad.
Si  tuviera que elegir una sola cosa de Oviedo, creo que eligiría el Parque de San Francisco, más conocido por los ovetenses como el Campo de San Francisco. Como muchos lo describen es el pulmón de la ciudad. Es precioso, tiene una vegetación, unos árboles, un laguito con patos, cisnes, pavos reales... que impresiona! 
 

Otra cosa bastante característica de Oviedo, es la cantidad de estatuas que encuentras en el centro. La más graciosa es la de Woody Allen a tamaño real, qué canijillo es! :P Dedicaron esta escultura al famoso actor, guionista y director de cine en agradecimiento a los elogios de éste a la capital durante su visita, en octubre del año 2002, para recoger el premio «Príncipe de Asturias» a las Artes. Allen comentó de la ciudad lo siguiente: “Oviedo es una ciudad deliciosa, exótica, bella, limpia, agradable, tranquila y peatonalizada; es como si no perteneciera a este mundo, como si no existiera... Oviedo es como un cuento de hadas”.
El sábado después de comer cogimos el coche y nos fuimos camino de Lastres. Un pueblecito situado en la costa, a unos 50 km de Oviedo. Nos habían aconsejado ir y la verdad que fue todo un acierto! Para los que seguían la serie del Doctor Mateo les sonará bastente. ;)
Lo primero que hicimos fue subir al Restaurante El Mirador desde donde puedes ver toda la costa y el pueblecito en la ladera… precioso! Y encima con el sol de atardecer que hacía, sin una nube podías ver hasta los Picos de Europa. Qué contraste de playa, montaña, vegetación, campos verdes… 
El domingo, antes de comenzar el viaje de vuelta, subimos al Monte Naranco, dónde hay un cristo y puedes ver todo Oviedo desde la montaña. Espectacular. Se podía ver toda la ciudad, con el Parque de San Francisco, el Auditorio, casitas en pleno campo echando humo por las chimeneas , las zonas más industriales y al fondo las montañas. Por el otro lado, se puede ver perfectamente Gijón (que está a unos 30km) con el mar en el fondo.
Por último, comentar que el hotel dónde nos quedamos fue el Room Mate Marcos ( C/ Caveda , 23) situado en pleno centro, en una calle peatonal. El trato muy familiar y el hotel confortable, cómodo y moderno. Muy recomendable!

De paseo por... Girona!

Nunca antes había estado en Girona y este año me he aficionado (gracias a Mariona y Sylvana!). Sí, tengo que confesar que me he enamorado de la ciudad y de la provincia, por supuesto! Si nunca habéis estado en Girona o en la Costa Brava, apuntadlo en vuestra agenda para vuestro próximo viaje! Es un MUST! Lugares increíbles, naturaleza, museos, se come riquísimo, hay ambientazo, vuelos económicos... Qué más se puede pedir a una escapada?
Girona es una ciudad perfecta para un fin de semana porque es pequeña como para recorrer todo el centro a pie. Ah! Recomiendo zapato plano y cómodo porque muchas calles del centro son empedradas y los tacones no pegan…! ;) Yo recorrí la ciudad con unos slippers nuevos de HM bastante atrevidos para mi estilo, pero me hicieron gracia y dan un toque de color a cualquier look! Tuvieron la aprobación vía Whatsapp de mi amiga Luli! No tengo a mis amigas fashionistas cerca para hacer de personal shoppers, pero gracias a las tecnologías me ayudan en estas importantes decisiones... Jajaja!
El centro de Girona tiene mucho encanto y muchísimos rincones ideales: callejuelas, edificios, los puentes, patios... Los fans de la fotografía van a encontrar miles de opciones, sobre todo si van en “Temps de Flors”. En el mes de Mayo, la ciudad recibe la primavera llenándose de flores: calles, monumentos, patios, escaparates… Toda la ciudad se convierte en una gran galería de arte en la que todas las obras tienen un componente floral. Justo el fin de semana que yo fuí era el primero de “Temps de flors” y la ciudad está aún más bonita si cabe, como podéis ver en las fotos! Es un evento que atrae a muchísimas personas, así que si no os gustan las multitudes, mejor ir cualquier otro fin de semana!
 
Para comer/cenar os voy a recomendar dos sitios en el casco antiguo: Café Le Bistrot y Mon Oncle, porque aunque supongo que a todos os gustaría, como yo, no vaís a poder permitiros ir al Celler de Can Roca... ;) 
El primero es un sitio muy típico de Girona, situado en la escalinata de Sant Martí (en las fotos está decorada con unas mariquitas gigantes monísimas). Suele estar lleno, pero podéis esperar tomando una cerve o un vino en la terraza o en la barra porque no tardan en daros mesa. La comida es casera y tradicional (probad las pizzas de pan pagés) y muy bien de precio. La decoración es modernista, algo afrancesada (con suelos hidráulicos que ahora están tan de moda!) y ambiente bohemio, acogedor y animado a la vez. Es perfecto para una cena rica antes de salir de marcha!
Mon Oncle es un local nuevo, en la calle Mercaders, con una terraza muy mona en una placita. La carta es básicamente mediterránea,  con toques fusión y eco. Incluso los vinos son ecológicos. Se come rico, el sitio es agradable y tuvimos que ir dos veces para conseguir comer allí, porque suele estar lleno y eso es siempre una buena señal! 

Si, de todos modos, os habéis quedado con el "gusanillo" de ir a Can Roca, podéis ir a alguno de sus otros restaurantes o (y aquí no hay excusas de presupuesto) ir a tomar un helado a Rocambolesc, en la calle Santa Clara, y probar el de manzana al horno... Mmmm!!! Habrá cola, pero sed pacientes, merecerá la pena!
Y, aunque os parezca rara esta recomendación en Girona, tengo que mencionar restaurante gallego Esconxuro. Es un restaurante pequeñito, céntrico y donde sirven comida gallega “de verdad”. Muy rico todo, buen precio, buenos vinos… Tenéis que ir si estáis por el centro con ganas de pulpo, lacón, carne…!

Después de tanto comer y comer, hay que seguir con el paseíto y no os podéis perder la Catedral (ESPECTACULAR!), la Rambla donde podéis hacer una gymkhana y jugar a encontrar el famoso mapa de París y un vampiro que hay escondido en uno de los arcos (por lo visto encontrarlo da suerte a los enamorados). Muy cerca está la plaza más pequeña del mundo, la Plaça dels Raims. No es que sea bonita, pero tiene su gracia!
Paseo por la Rambla decorada para Temps de Flors
Por supuesto, tenéis que dar un paseo por la orilla del río Oñar e ir al puente Eiffel (como véis es una ciudad muy parisina!) y, por último, si Girona os ha gustado tanto como a mí y queréis volver, tenéis que ir a ver a "la lleona" y seguir las instrucciones... Es otra divertida leyenda y conmigo funcionó! ;)
Se me olvidaba! En Girona hay MUCHA marcha y MUY divertida! No recuerdo los nombres, pero para empezar cualquier sitio de la calle Josep Canalejas (a orillas del río) y de ahí... dejaros llevar! 

PD: No puedo recomendaros ningún hotel o similar, porque siempre me han acogido en casa del "avi" :) , pero he visto que en Airbnb hay casas súper chulas!

De paseo por... La Molina!

Os pongo un poco en situación... Hace unas semanas se celebró el Campeonato Mundial de Ski Adaptado (para personas con discapacidad) en La Molina y tuve la oportunidad de ir a trabajar y también disfrutar de todo lo que conlleva un evento de estas características: conocer sitios nuevos, gente de todo el mundo, atletas, voluntarios, trabajadores... ¡Una experiencia genial!

Además, tengo que deciros que La Molina me encantó. Es una estación de ski, que está en el pirineo catalán, en Alp (Gerona). No es muy grande, tiene 53 pistas, 65 kms esquiables y algunas pistas especiales para trineos de perros, para practicar freestyle... Para mí es perfecta, porque la mayoría de pistas son azules y rojas! ;) Pero yo creo que es una estación para todos los públicos: "palilleros", fans del snow, perfecta para aprender y también para los que quieren probar actividades más tranquilas o diferentes, por ejemplo, excursiones con raquetas o motos de nieve.

Tengo que confesar que, por falta de espacio en la maleta (sí, ese problema que tenemos siempre la mayoría de las mujeres...) no me llevé las botas que os voy a presentar, pero hubiesen sido perfectas para La Molina! Además, las compré en Vancouver, durante los Juegos Paralímpico de Invierno de 2010, así que les tengo mucho cariño. Son unas botas CROCS negras, impermeables y forraditas con forro polar fucsia y súuuuuper calentitas y cómodas, que es lo más importante! Por cierto, me acabo de meter en la web y cada vez tienen cosas más monas! Mirad las botas de agua con tela de tartán y las de estampado animal! Ya las tengo fichadas! ;)
De La Molina, me gustaría recomendaros el Hotel HG: muy nuevo, moderno, con taquillas para el material de ski, al lado de las pistas, con spa, restaurante (el menú de cena -22 euros- está fenomenal!)... Para presupuestos más ajustados el Aparthotel Guitart está también genial: nuevo, habitaciones súper espaciosas, spa y al lado de las pistas también. 

Para comer o cenar riquísimo, tenéis que ir a El Bodegón y probar el pulpo a la gallega ¡lo hacen con patatas moradas!, los canelones de marisco, el confit de pato y la tarta tatín!!!! Otras opción es El Torb, también está muy bien, pero no pude ir... Los dos están en la avenida principal.

Bar del Hotel Solineu
Para tomar una copa, os recomiendo el bar del Hotel Solineu. De maderita, muy acogedor, tranquilo... Perfecto para un plan relajado. 

Si queréis más "marcha", podéis ir al Bowling, con más ambiente: DJ, bolos, futbolín... A veces el DJ pone la música demasiado alta ;), pero hay que decir a su favor que es buena música! 

Y, por último, para "darlo todo", siempre quedará la discoteca del Hotel Adserà. Por lo visto, es el local más mítico de La Molina. ¡Muy divertido! 

¡Ah! Para recuperar fuerzas después de un día de ski o para darse un capricho hay un lugar irresistible para alguien como yo... ¡Un chiringuito de Nocilla! Creps y gofres (perdón, ahora que estoy aprendiendo francés debería decir crêpes et gaufres) de Nocilla... Seguro que ni los fans de Nutella se resisten... ;)
Mmmmm...!!!!
Por cierto, como en cualquier estación de ski hay muchas escuelas, pero yo quería hablaros de una muy especial...  Se llama Play & Train y es un centro de deporte adaptado, perfecto para personas con discapacidad que quieran disfrutar del deporte. Por supuesto, del ski y del snowboard en invierno y de un montón de actividades en verano: handbike, tirolinas, quads, tiro con arco, tenis, golf... Así que si conocéis a alguien con alguna discapacidad que quiera empezar a esquiar o a practicar cualquier otro deporte o actividad de ocio, ya sabéis dónde podéis ir! :) Por supuesto, cuentan con todo el material adaptado necesario y profesores especializados. ¡Geniales! 
La casita de Play & Train
La verdad es que fueron unos días muy divertidos, con muy buen rollo con toda la gente con la que trabajé, la gente de la estación, etc... Tengo un buenísimo recuerdo y espero volver prontito!!!
¡Hasta pronto, La Molina!
PD: Ayyyy!!!! Se me olvidaba presentaros a unos cracks!!! Actuaron en la inauguración del campeonato y nos dejaron a todos con la boca abierta!!! Se llaman Brodas Bros y son un grupo de danza y música urbana, con muchísima experiencia y formación. La actuación que hicieron fue espectacular, súper amena y entretenida!!! Tenedlos en cuenta si tenéis que organizar algún evento con actuación!! :)

De paseo... por Segovia y Pedraza!

Supongo que la mayoría de vosotros conocéis Segovia, el acueducto, la catedral, el alcázar... Así que mi paseo va a ser por 3 o 4 sitios que a lo mejor no conocéis y que creo que os van a gustar: un par de restaurantes, una tienda I-DE-AL, un alojamiento rural...
La verdad es que Segovia es una ciudad ideal para una escapada de un finde o incluso de un día. Desde Madrid no se tarda nada (en coche o en AVE) y está genial para hacer un plan diferente!
El primer restaurante que os quiero recomendar no está en el centro de la ciudad, así que lo ideal es ir al llegar o antes de irte. Es un restaurante súper sencillo, pero especialista en carne y comida castellana. Sin lujos, pero con todo el sabor y calidad y muy buen precio, claro. Se llama Ventorro Jauja y está en la calle San Rafael, 12.  
Si lo que queréis es uno de los restaurantes típicos de la ciudad, yo prefiero Casa Duque porque además de ser el típico asador donde tomar cordero o cochinillo, también tienen una barra para tomar tapas muy ricas y a un precio razonable. ¡Ah! Importante: cuando toméis cordero o cochinillo, os recomiendo pedir para un par de comensales menos (como con el arroz) y pedir solo ensalada para acompañar. Si tomáis muchos entrantes, os llenáis y no disfrutáis del plato estrella!
 
Desde la plaza Mayor al alcázar, al ir o al volver, tenéis que hacerlo por la calle Velarde. Además de ser un trayecto menos turístico, os encontraréis con una maravilla en el número 9: Olivia Lab & Soap Room. 
Olivia (o su alter ego, Paula) ya era maravillosa cuando tenía solamente un blog (por cierto, sigue en marcha http://www.oliviasoaps.com/), pero su tienda en Segovia es una de las más bonitas que he visto nunca. La decoración es IDEAL, como todos sus productos: jabones y velas (de fabricación artesana con papeles reciclados, tintas ecológicas y ¡mucha coquetería y mimo!) y un montón de cosas "bonitísimas", como dice Olivia. 
Se nota. Soy muy fan de Olivia y todos sus productos y estoy segura de que vosotros también vais a serlo, ¿a que sí?. :)
Bálsamos labiales y mini-jabones monísimos para eventos
Otra tienda que me gustaría recomendaros es Cambalache Antiguedades, un anticuario donde encontrar muebles, ropa antigua, joyería y visutería, libros, decoración... ¡Para los amantes de los mercadillos vintage! Yo tengo un maniquí antiguo de Cambalache que uso para guardar los collares y broches. ¡Uno de los objetos estrella de mi habitación! Han tenido que cerrar la tienda que tenían la lado de la plaza Mayor :( , pero siguen atendiendo. Os dejo los datos de contacto, por si os apetece visitarles: 921460349 o 678522344, cambalachesegovia@gmail.com y www.facebook.com/cambalache.antiguedadessegovia. ¡Por cierto! Este fin de semana, del 8 al 10 de Marzo, de 10 a 13.30h y de 17 a 20h, organizan un rastrillo en la calle Cuéllar, 10.

Por último quería hablaros de La Huerta de San Vicente, un sencillo alojamiento rural donde os sentiréis como en casa de la abuela ;) y donde además podéis hacer un curso de cocina ecológica. ¡Mi madre y yo aprendimos muchísimo y ahora comemos mucho más sano! También podéis ir a su restaurante y probar, por ejemplo, los saquitos de verduras o las croquetas vegetales (¡no tienen nada que envidiar a las de jamón!). 
La Huerta de San Vicente
Está en el barrio de San Vicente y el paseo (a pie, por supuesto) desde/hacia el alcázar es muy agradable por la orilla del río Eresma. Pasaréis por la Casa de la Moneda de Segovia, por la Puerta de Santiago y por la calle del Pozo de la Nieve, que tomó su nombre porque en esta calle se encontraba el almacén de hielo que abastecía a los reyes que se alojaban en el alcázar, cuando no existían las neveras ni congeladores... 

Y ya que estamos por aquí, podríamos pasar por Pedraza, uno de los pueblos medievales mejor conservados y más bonitos de España. El plan típico es ir a comer cordero o cochinillo (entre todos los restauranes que hay, yo os recomiendo El Soportal. ¡Y recordad lo de no pedir más de la cuenta!) y paseo por el pueblo para visitar la iglesia de San Juan del S.XIII en la Plaza Mayor, el Castillo y/o la cárcel de la Villa, justo en la entrada del pueblo. 
Un plan alternativo (y divertidísimo) es hacer un pícnic en La Dehesa, un campo para pasear muy agradable, a sólo unos minutos de Pedraza. Podéis comprar pan, preñaos y dulces típicos en La Tahona de Pedraza. Allí mismo os indicarán cómo llegar a La Dehesa para disfrutar de aire puro y solecito.
Puede que haya más visitantes por ahí... ¡Gracias por la foto, Lu!
Para dormir, os recomiendo la Hospedería de Santo Domingo si vais en plan romántico y los Apartamentos Juani o la Casa Rural Zamarriego, si vais en grupo. Para la primera opción, la fecha ideal sería el primer o segundo sábado de julio para coincidir con los famosos Conciertos de las Velas. Para la segunda opción las fiestas del pueblo, del 7 al 12 de septiembre. ¡¡Muy divertidas!!

¡Ah! Desde hace poco hay disponible un espacio ideal para todo tipo de eventos: De Natura, una casa palacio del S.XVII preparada para todo tipo de eventos que ofrece un servicio personalizado y completo que abarca desde el catering hasta la decoración. ¡A mi me parece ideal!
Collage del blog de Samantha Vallejo-Nájera, responsable del catering 
Ayyyy!!! Se me olvidaba contaros cuál es mi calzado favorito para este paseo!!!! Cualquier bota es recomendable (por las calles empedradas), pero mis favoritos son estos botos camperos que me regalaron hace mucho! Son hechos a medida y nunca pasan de moda! Perfectos para planes de campo! Me los hicieron en una tienda en El Escorial que ya ha cerrado... Pero sé que en Jota K podéis encargar unos igual de chulos!  
¡Espero que os hayan gustado los paseos y os animéis a ir! Os recomiendo ir en primavera u otoño, aunque en invierno con frío también tiene mucho encanto! :)